jueves, noviembre 16, 2006

"Paola waz hir"

Hoy, después de mi clase de 10 y de la comida (bastante rica hoy, por cierto) de la Mensa (así se llama el comedor de la universidad, antes de que a alguien se le ocurra hacer un chiste "saldañesco", je je), regresé a mi casa porque todavía quedaba mucho tiempo para que empezara el seminario de las 4 de la tarde (o sea como 3 horas libres)...la verdad estaba bastante cansada y me dolía la cabeza, pues ayer me desvelé bastante, además de que debo reconocer que en este momento traigo un desorden de sueño muy fuerte(*), así que decidí hacer una pequeña siesta de una hora, con despertador puesto y toda la cosa, pues no podía darme el lujo de perderme la clase, ya que es la más importante del semestre.

No pasaron ni 10 minutos cuando entre sueños empecé a escuchar ruidos bastante fuertes, parecidos a los de la 7 de la mañana del día en que estaban poniendo el piso en la sala...medio me imaginé que a lo mejor estaban arreglando ahora el pasillo, pero ni siquiera me levanté a revisar porque estaba super cansada y a parte nadie había avisado que lo harían hoy (son alemanes, siempre avisan...o al menos eso pensaba yo ja ja ja)...por supuesto que tampoco pude dormir bien, así que cuando sonó el despertador lo apagué pensando en tratar de dormir otra "media horita", total, todavía tenía bastante tiempo...

Derrepente, desperté y no había más ruido...vi el reloj y me di cuenta que ¡¡ya eran las 4:20!!, y ¡¡todavía tenía que ir en bicicleta 15 minutos!! Sólo me pasé la mano por el pelo, para que el almohadazo no fuera tan evidente y salí de mi cuarto...cuando me di cuenta, ya tenía los pies puestos en el cemento fresco que acababan de echar. Como en serio no podía faltar a la clase (si falto no paso), regresarme ya no era buena opción y después de todo mis huellas ya habían quedado marcadas en el piso justo al lado de mi puerta (o sea que todos pueden deducir perfectamente quien fue)...así que con todo el dolor de mi corazón decidí continuar mi camino y salir lo más rápido posible...y todavía había una banda con un letrero tapando las escaleras hacia abajo que decía que no debíamos pasar antes de las 5:30...sólo que obviamente, yo no lo podía ver desde abajo, y el trabajador nunca se imaginó que alguien pudiera estar durmiendo después de todo el ruido que hizo (es más, probablemente hasta tocó, pero no lo oí)...varias horas después, ya que regresé, así es como se ve mi chistecito:


Si no hubiera tenido tanta prisa, para empezar no hubiera salido y pisado sin ver, y a lo mejor hasta hubiera pensado en salirme por la ventana (vivo en la planta baja)...o ya con las marcas hechas, pues de perdis hubiera escrito junto una leyenda típica de esas que dicen: "Paola war hier" (Paola estuvo aquí) o el ya famoso "Puto el que lo lea", que no sé como lo hubiera traducido al alemán para que lo entendieran mis vecinos, pero hasta tiempo de buscarlo en el diccionario me hubiera dado...digo estamos hablando de puros casos hipotéticos ¿no?

En fin, sólo espero que las huellas salgan con la pulida que le dan al piso antes de pegar el linóleo, porque sí están un poquito profundas, que si no, capaz que hasta me cobran.

(*)Madre, no te preocupes, sólo quise decir que por chatear contigo y la familia (entre otras muchísimas más cosas) me desvelo diario y tengo que dormir la siesta en el día para aguantar...je je

6 comentarios:

Ceronne dijo...

me recordó a un comercial de agua embotellada en el que hay 2 chavas, una se "hunde" en el cemento y la otra pasa como si nada.

Ves? hubieras visto este vídeo antes :-D

Paola dijo...

mmm sí, sí lo llegué a ver...ahora hasta me sentí gorda...bueno, pero sirve de consuelo que aunque son un poco profundas las huellas, ni me sumergí completamente, ni se ve el piso anterior...

diablito flipado dijo...

jajaja, la verdad muy graciosa la anécdota (espero que no te cobren el cemento), en esos momentos uno se pregunta: ¿Porque no había una cámara grabando? (tipo cámara de seguridad), seguro serias una leyenda!!!

Paola dijo...

nop, ya no me cobraron ja ja ja...y quedó bastante bien el piso, luego le saco una foto ;)

y sí, seguro la cara que puse era digna de un cámara escondida...

Beto dijo...

JAAAAJAJAJAJAJA

Perdón, amiga, pero no puedo dejar de proyectar en mi mente la situación...

Bueno, velo por el lado positivo, dentro de 5 años te acordarás de esto y te vas a morir de risa... además de que ya tienes una muy buena anécdota para tus nietos, jijiji =P

Perdona el retraso en responder pero estuve otra vez un rato sin Internet porque me mandaron de nuevo al infierno de los informáticos [Léase: Un lugar sin conexión a Internet], espero no tener que volver allá en un bueeen rato =P

Anónimo dijo...

jajaja...

entre por serendipia atu blog... relamente buscaba otra cosa jejeje... estoy en el trabajo y no me pude aguantar reirme .... ya eres leyenda.


: ) .

salu2 .